El jefe de la diplomacia británica, James Cleverly, pidió este miércoles a los hinchas de fútbol LGBT que respeten la ley catarí durante el Mundial de noviembre y diciembre, lo que generó críticas de asociaciones y de la oposición.

«Una de las cosas que quiero decir a los aficionados al fútbol es que, por favor, sean respetuosos con el país anfitrión», dijo el ministro a la radio LBC.

La homosexualidad es ilegal en Catar, el país musulmán conservador que acoge el Mundial entre el 20 de noviembre y el 18 de diciembre.

«Creo que con un poco de flexibilidad y compromiso por las dos partes, se puede tener un Mundial apasionante», añadió, confiando en que la gente pueda «ser ella misma y disfrutar del fútbol».

La Copa del Mundo se desarrollará en Catar entre el 20 de noviembre y 18 de diciembre de 2022

Sus palabras recibieron críticas desde asociaciones de defensa de los derechos de las personas LGBT.

El grupo Three Lions Pride calificó las declaraciones de «intervención extremadamente inútil», lamentando que «insinúe que una medida de seguridad aceptable sea ser menos queer».

La diputada laborista, Lucy Powell, dijo estar «sin palabras» tras las declaraciones de Cleverly.

Desde que la FIFA concedió la sede del Mundial 2022 a Catar, en 2010, el pequeño emirato ha recibido críticas por su trato a las personas LGBT, las mujeres y los trabajadores migrantes, así como por cuestiones medioambientales.

Le puede interesar: Kerber planea volver en el US Open 2023 tras ser madre

Puro Vinotinto

Con información de medios internacionales

Haga clic en el enlace para suscribirse gratis a nuestro grupo de medios y noticias en Telegram: https://t.me/G_ELSUMARIO_News

Comparte: